Abogados laboralistas Madrid

Hoy en día gran parte de las bajas laborales provienen de accidentes de trabajo in itinere, desconociendo muchos trabajadores cuáles son sus derechos frente a este tipo de accidentes, por lo que resulta muy recomendable que toda persona que haya sufrido un accidente de trabajo in itinere se ponga en contacto con abogados laboralistas  Madrid para recibir el correcto asesoramiento.

Los accidentes laborales durante un trayecto

Un accidente laboral in itinere, según la Ley General de la Seguridad Social, es aquel que sufre el trabajador en el trayecto de ida al trabajo o de vuelta a su domicilio. Este concepto puede parecer sencillo pero, no obstante, como abogado especialista en Derecho Laboral puedo afirmar que la jurisprudencia de los distintos tribunales ha ido complicando esta sencilla definición.

Así, por ejemplo, surge la duda sobre qué hemos de considerar domicilio. Según el Código Civil se considerará domicilio aquel lugar en el que la persona fije su residencia habitual. Este concepto, aunque sencillo, admite matizaciones; así hasta una reciente sentencia del Tribunal Supremo surgía la duda sobre aquellos trabajadores que tienen dos domicilios, uno en el que residen durante los días laborales y otro donde residen los fines de semana junto con su familia. Tras dicha Sentencia del Tribunal Supremo se considera también domicilio la residencia de fin de semana.

Un problema que nos encontramos los abogados especialistas en Derecho Laboral es la necesidad de probar que las dolencias o lesiones sufridas por el trabajador en el accidente in itinere tienen una relación de causalidad con el trabajo, razón por la que resulta de vital importancia acudir a un Despacho de abogados expertos en Derecho del Trabajo para contar con el debido asesoramiento con la mayor prontitud, para evitar complicaciones que puedan afectar al derecho del trabajador. Como regla general se presumirá esta relación de causalidad en los siguientes casos:

  • Cuando el accidente se produce de camino al trabajo.
  • Cuando se produce de camino a un servicio médico para recibir atención sanitaria.
  • Cuando se produce al ir a una comida o cena de trabajo.

Por otra parte, no se considerarán accidentes de trabajo in itinere los infartos, embolias, etc… que se produzcan de camino al trabajo y que no estén relacionados con el mismo.

Abogados laboralistas Madrid

Aspectos señalados por el Tribunal Supremo

El Tribunal Supremo exige una proximidad entre el accidente de trabajo y la hora de inicio o de fin de la jornada laboral, exigiendo como norma general que el trabajador no realice desvío alguno entre su casa y el trabajo, aunque admite ciertas excepciones como un pequeño desvío para realizar una compra, parada para saludar a un amigo, etc…

Un último requisito que exige el Tribunal Supremo es que el trabajador utilice un medio apto para desplazarse al trabajo y no prohibido por la empresa. Así por ejemplo, entre los muchos procedimientos que he llevado en mi Despacho como abogado de accidentes de trabajo, he conocido de muchas empresas que por diversos motivos prohíben a sus trabajadores desplazarse al trabajo con su vehículo particular.

Casos prácticos

A continuación voy a citar dos ejemplos cuya defensa jurídica he ejercido en mi Despacho:

María del Pilar B. X. trabajaba para una mercantil en la categoría profesional de limpiadora con una antigüedad de tres años. El 30 de mayo de 2012, puesto que llegaba con el tiempo justo al trabajo y el ascensor de su casa estaba ocupado, decidió bajar por las escaleras, con la mala suerte de que las mismas acababan de fregarse, por lo que resbaló y se cayó, fracturándose el colles (se encuentra a la altura de la muñeca).

Con motivo de dicho accidente María del Pilar B. X. solicitó la baja laboral, emitiendo la empresa para la que trabajaba parte de baja laboral por dicha contingencia.

Cuando recibió el parte de baja por accidente laboral, la mutua con la que trabajaba la empresa no se mostró conforme con dicha decisión, considerando que la baja tenía el carácter de contingencia común y no de accidente de trabajo, al considerar que la caída se produjo en la vivienda, por lo que mandó carta tanto a la trabajadora como a la empresa rechazando la responsabilidad por dichas contingencias.

María del Pilar B. X. nada más recibir la carta se puso en contacto con mi Despacho, y tras relatarme los hechos y mostrarme la carta que recibió de la mutua, decidí interponer una demanda frente a la empresa para la que trabajaba, frente a la mutua y frente al Instituto Nacional de la Seguridad Social, solicitando que se reconociese su baja por accidente laboral.

Finalmente el Juez de lo Social estimó nuestras pretensiones, al considerar que las escaleras del portal no formaban parte de la vivienda de María del Pilar B. X., por lo que el resbalón y caída en las mismas debía considerarse accidente in itinere.

Abogados laboralistas Madrid: caso Ferrán A. M.

Abogados laboralistas Madrid: caso Ferrán A. M.

Como segundo ejemplo voy a citar un caso relativo a un accidente de tráfico que se consideró como accidente laboral in itinere.

Ferrán A. M. trabajaba para una empresa de carpintería con un contrato eventual por obra y servicio en la categoría de oficial de primera.

En el mes de octubre del año 2011 Ferrán A. M., en torno a las 7 de la mañana, acudía a su puesto de trabajo en su vehículo particular, cuando fue embestido por un autobús, causándole una contusión craneal, lumbar y renal, siendo intervenido por una hernia discal, por lo que tuvo que causar baja laboral.

Como consecuencia del accidente se reconoció a Ferrán A. M. una prestación por incapacidad temporal por contingencias comunes, ya que se consideró que puesto que el accidente fue producido una hora antes de la hora de inicio de la jornada laboral y que el trayecto hasta su puesto de trabajo rondaba entre 20 y 30 minutos, el accidente no podía considerarse in itinere.

Dicha resolución fue recurrida por mi parte, ya que como abogado experto en la materia y conocedor de la jurisprudencia del Tribunal Supremo tenía la seguridad de que mis pretensiones serían estimadas.

Finalmente el Juzgado de lo Social cumplió mis previsiones y estimó las pretensiones, al considerar que a pesar de que el desplazamiento de Ferrán A. M. a su puesto de trabajo era con antelación excesiva, era evidente que su desplazamiento se realizaba por razón de su puesto de trabajo, siendo irrelevante que se desplazase con antelación para desayunar en las inmediaciones de su centro de trabajo. El reconocimiento de la incapacidad temporal por accidente de trabajo supuso a Ferrán A. M. un aumento de unos 3.500€ de prestación.

Como se puede observar de los ejemplos que he citado, a pesar de que la jurisprudencia del Tribunal Supremo es clara en lo relativo a considerar accidente de trabajo in itinere todo accidente producido con razón del mismo, este reconocimiento no siempre se realiza, por lo que es muy recomendable ponerse en contacto con abogados laboralistas en Madrid para tratar de evitar mayores complicaciones a la hora de reclamar nuestros derechos.

Manuel Castaño

Manuel Castaño

Abogado con experiencia en conflictos laborales, y derecho laboral dando servicio en la ciudad de Madrid.
Manuel Castaño

(Cuento también con clientes de: Parla, Móstoles, Alcobendas, Alcorcón, etc.)